La respuesta callejera a las amenazas del gobierno

Por Comunicación CTAA* | El jueves una importante columna de trabajadores y trabajadoras estatales, docentes y profesionales de la salud, acompañados de obreros aceiteros, centros de estudiantes y organizaciones políticas, se manifestaron en Rosario. Hubo un fuerte reclamo por salarios dignos y conservación de los puestos de trabajo.

Fotos: Sofía Alberti

Con mucha bronca se manifestaron miles de trabajadores públicos provinciales ante la promoción de supuestas mejoras de la oferta salarial, que fueron calificadas de ‘burla’. Se sumó también la de los aceiteros, que no pudieron ingresar a su puesto laboral en Cargill Villa Gobernador Gálvez, ante un nuevo lockout patronal que durará hasta el 30 de abril sin goce de sueldo para 500 empleados de dicha localidad y Bahía Blanca.

La marcha recorrió desde Plaza 25 de Mayo hacia la sede local de Gobernación, donde se realizó un acto unitario. Allí hubo duras críticas al Gobernador Miguel Lifschitz por lo que se considera un “alineamiento con las políticas de ajuste” del gobierno nacional.

Un fuerte dolor también se expresó en la solidaridad con el sector metalúrgico que esta semana atravesó una durísima circunstancia. Uno de los trabajadores que se había quedado sin empleo en la fábrica Mefro Wells definió suicidarse, dando una clara muestra de los efectos de las políticas de ajuste y de desprotección de la industria local  en la vida de cada laburante.

“El trabajo mata dicen algunos y nosotros decimos que lo que matan son las condiciones del trabajo, la pérdida de trabajo, por eso nosotros hoy tenemos que estar haciendo el homenaje al compañero que se suicidó por ser despedido de una fábrica en la que ni el gobierno ni las patronales instrumentaron las medidas para proteger esos puestos de trabajo. Para nosotros no son un número, vamos a levantar la bandera para seguir luchando por cada puesto de trabajo”, expresó el Secretario General de la CTA y Amsafe Rosario, Gustavo Terés.

Boleta mata aumento

Terés

Sobre la última reunión entre los paritarios y el gobierno provincial, Terés consideró como vergonzoso que las y los docentes reciban un incremento menor a lo que representará la factura de luz en las próximas boletas. Y volvió a repudiar el descuento de los días de huelga, las asignaciones familiares paupérrimas en Santa Fe y los desorbitados incrementos en la obra social IAPOS.  “No es la mejor paritaria del país, queremos un aumento genuino. Perdimos 8% de poder adquisitivo en los últimos tres años. Reformar la Constitución es respetar en primer lugar el derecho a la protesta y a la paritaria”.

Daz

Los afiliados a ATE Rosario realizaron previo a la marcha una asamblea en el Nodo Salud por el despido de una compañera en el Centro Cultural Gomecito y luego se sumaron a la movilización unitaria. “Acá hay una paritaria mentirosa, que no garantiza derechos, que busca dejarle al trabajador en el bolsillo menos de lo que indica la línea de pobreza, que lo único que defiende es a un núcleo duro del Gobierno, que es el único se beneficia, y que deja afuera y desplazados a miles y miles de trabajadores que no tienen el derecho de cobrar por igual remuneración igual tarea”, evaluó el Secretario General de ATE Rosario y Adjunto de la CTA Rosario, Raúl Daz.

Boriotti

Fernanda Boriotti, Presidenta del SIPRUS (profesionales de la salud), celebró la marcha unitaria y recordó que no tienen convocatoria oficial desde el 21 de marzo. “Lifschitz demuestra claramente en qué línea está. Al igual que el gobierno nacional marcó una política clara de techo salarial, persecución para los que luchan y los gremios que no se arrodillan, despidos. Están alineados en la transversalidad del ajuste.  Tenemos que estar unidos y no dejarnos engañar con propuestas que son iguales. Nuestro rol es defender los salarios y condiciones de trabajo dignas y no lo vamos a hacer bajando la cabeza. Seguimos apostando a que estas marchas se repitan cada vez que los trabajadores veamos en peligro nuestra dignidad”.

Solidaridades y conflictos

Pozzi

Marco Pozzi, delegado de los obreros de Cargill, ratificó el apoyo a la lucha de estatales y docentes y contó sobre el segundo lockout lanzado por la multinacional en el mes de abril. “Cargill dictó un nuevo lockout patronal suspendiendo a 500 trabajadores, en Villa Gobernador Gálvez y Bahía Blanca. Esta la pelea la ganamos entre todos, me gustaría que nos juntemos con los estudiantes, tenemos que dar la batalla cultural”, aseguró el referente del Sindicato de Obreros y Empleados Aceiteros de Rosario. Los 45 despidos en el sector se leen como un claro intento de disciplinar a un gremio combativo que ha roto los techos paritarios en los últimos años.

Ferrer

Laura Ferrer, Secretaria General de COAD (Docentes e Investigadores Universitarios), analizó que “este gobierno (nacional) nos viene poniendo la pata encima a todos. Lo que está pasando con los aceiteros no es distinto de lo que sucedió con el compañero metalúrgico que se quitó la vida. Estamos todos bajo el sojuzgamiento de este gobierno que beneficia a las patronales”.  Para los y las docentes dependientes del estado nacional ni siquiera hubo convocatoria a paritaria 2018 y la situación salarial se agrava día a día: sólo se activó una cláusula gatillo del 2017 que representó 60 pesos para el cargo de dedicación simple.

Tras el anuncio de 60 despidos en la Agencia Nacional de Discapacidad (ex Comisión Nacional de Pensiones), ATE Rosario se puso al frente del reclamo.  Alicia Escudero, delegada de los trabajadores, alertó que “vamos a luchar a fondo por su reincorporación, porque no queremos ni un compañero más despedido. Detrás de estos despidos hay un intento del Estado Nacional de extinguir un programa que durante 20 años le ha dado respuestas a un sector vulnerable de la sociedad”.

Emocionante fue ver la participación de estudiantes secundarios, que se movilizaron y participaron con sus discursos. Verona Ciafardoni, del Centro de Estudiantes Superior de Comercio, expresó: “nos parece importante esta lucha porque los docentes son las personas con las que trabajamos todos los días, el salario de ellos también nos involucra como estudiantes. Venimos a defender la educación pública”. Y convocó a la marcha contra el aumento del boleto que se realizará el próximo jueves 26 de abril.

Esta semana causó conmoción  la persecución de la Rectora del colegio Normal 2 donde se cesanteó a Fernando Mut, docente que quiso organizar una charla con Nora Cortiñas, Madre de Plaza de Mayo. “En las escuelas se va a hablar de política, no vamos a hacer partidismo, pero vamos a hablar de derechos humanos, de los derechos laborales, de la situación de las mujeres”, reafirmó Terés.

El acto cerró con un claro horizonte: seguir generando amplios marcos de unidad, camino a un 1° de Mayo que se propone rodear la lucha de los trabajadores aceiteros en Cargill, para plantar las históricas banderas de la clase obrera: solidaridad , defensa de los puestos y las condiciones de trabajo, igualdad y lucha, con la huelga como herramienta fundamental.

*Comunicación CTAA – Fotos: Sofía Alberti

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *