Se inaugurará el rincón de los debates ‘Pocho Lepratti’

Por Comunicación CTAA* | La Asociación Civil Centro Ecuménico Poriajhú invita a participar del nombramiento homenaje del ‘Rincón de los Debates Pocho Lepratti’, sitio ubicado en calle Av. San Lorenzo y Santa Fe, de Capitán Bermúdez. La cita es el viernes 23 de febrero a las 19.00 horas.

Muy cerquita de su fecha de cumpleaños, en la que cada año la pibada de Ludueña realiza en Carnaval Cumple de Pocho, el militante social Claudio Lepratti tendrá otro espacio de recuerdo. En Capitán Bermúdez, Poriajhu promovió  la ordenanza en el Honorable Concejo Municipal  que fue aprobada el día 11/10/2017 bajo el número de Resolución 1132, para llamar ‘Rincón de los Debates Pocho Lepratti’ al lugar de encuentros.

“Queremos rendirle este merecido reconocimiento junto a todos los que seguimos empeñados en construir  ‘Un Mundo donde Quepan Muchos Mundos’, como decía el Pocho, haciendo suyas las palabras del Sub Comandante Marcos. El Pocho era un tejedor incansable, un líder silencioso que entramaba sueños y esperanzas en las urdimbres de la ternura e ilusión, en barrios y contextos en los que la crueldad de las políticas neoliberales de los noventa hizo estragos. Participaba de las marchas realizadas los 28 de diciembre “Sin Trabajo Digno no hay Pan ni Paz” en Capitán Bermúdez. También estuvo en los inicios de la Casita Hormiguero Poriajhú, junto al grupo de jóvenes de barrio Ludueña denominado por aquel entonces como “La Vagancia” , donde realizamos juntos diversos talleres culturales y educativos”, expresaron desde la Asociación Civil.

Claudio ‘Pocho’ Lepratti era un militante social, asistente escolar, afiliado a ATE – CTA, seminarista, organizador de la juventud en los barrios. Un flaco despeinado de sonrisa amplia y mirada luminosa que todos los días atravesaba en su bicicleta la ciudad con la mochila llena de sueños. “Bajen las armas, que hay pibes comiendo”, fue el último grito en la garganta de Claudio, cuando fue asesinado en el techo de la escuela de Barrio Las Flores donde trabajaba en diciembre de 2001. Frente la represión que desataba en esas jornadas la policía provincial bajo mando del por entonces gobernador Carlos Reutemann, ‘Pocho’ quiso que se detengan los balazos que podían  lastimar a los niños del colegio. Como respuesta recibió un disparo que le quitó la vida.

Tras su asesinato, ‘Pocho’ siguió tejiendo redes, en su cumpleaños se sigue festejando el carnaval de Ludueña, ya en su 17° edición, se multiplica en los lugares donde siempre estuvo solidariamente y con su ejemplo cada vez más hormigueros se despiertan.

*Comunicación CTAA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *